Presentación Kymco K-XCT

K_k-xct-1024px_n

Esta semana tuve la ocasión de acudir a una presentación de la Kymco K-XTC. Si bien es cierto que mantiene una cierta similitud con la SuperDink lo que en un principio me llevo a pensar que era una simple revisión de la misma, nada más lejos de la realidad.

La K-XCT es un modelo totalmente nuevo, tanto en su parte dinámica, como estética y mecánica. Se parte de un nuevo chasis con una distancia entre ejes sensiblemente inferior para mejorar su manejabilidad y un reparto de pesos más equilibrado, con mayor carga en el eje delantero lo que repercute en mejor tacto de conducción.

Los motores también están totalmente rediseñados, tanto el 125 como el 300. El estar adaptados a la normativa Euro4, que no entrará en vigor hasta el año 2016, los convierte en unos de los motores más modernos del mercado. Kymco no ha dudado en apoyarse en fabricantes de primera línea para los sistemas de inyección, confiando a Keihin  (primer fabricante japonés de sistemas de inyección) el sistema del motor de 300cc y en Synerject (porveedor de marcas como Ducati) para las versiones de 125cc.

En el diseño de los motores se ha buscado tanto eficacia como sencillez y robustez, un ejemplo lo encontramos en sus culatas monobloc o los balancines con rodamientos para garantizar la fiabilidad de los mismos.

El diseño de la carrocería también se ha cuidado al máximo, tratando de mejorar la aerodinámica tanto para buscar mayor eficiencia en la protección del piloto como para desalojar los gases calientes de la refrigeración, de manera que no se mezclen con los gases frescos de admisión y generen perdidas de rendimiento, que acaban representado incrementos de consumo.

Siguiendo la línea comercial de Kynco los precios finales de las dos versiones son muy contenidos, 3.199€ para el 125i incluyendo seguro gratis para mayores de 21 años con mas de tres de carnet y 3.990€ para la 300i, que también incluye el seguro gratis en este caso para mayores de 24 años.